Crean un dispositivo capaz de frenar el avance de la artrosis

La empresa Tecnología Regenerativa Qrem, S.L. ha presentado un nuevo dispositivo que es capaz de detener el avance de la artrosis, una enfermedad que lesiona el cartílago articular…

Crean un dispositivo capaz de frenar el avance de la artrosis.

Una de las principales características de las startups es la innovación. Recientemente, una empresa denominada Tecnología Regenerativa Qrem, S.L. ha presentado al mercado un nuevo dispositivo: el Q-Cytokine, que es capaz de detener el avance de la artrosis, una enfermedad que lesiona el cartílago articular.

La compañía, que desde su nacimiento en el 2016 se especializa en desarrollar tecnologías revolucionarias cuyo objetivo principal es el de tratar enfermedades músculo-esqueléticas, se ha consolidado como pionera en este campo, aunque hay otras trabajando en la misma área, pues ha conseguido reducir el proceso de dos días a tan solo 30 minutos.

De hecho, esta empresa catalana es una de las 37 startups a las que la IQS Tech Factory, aceleradora e incubadora española, ofreció sus servicios de mentoring.

Sobre el Q-Cytokine

El tratamiento que brinda el dispositivo Q-Cytokine se conoce como autólogo, porque se obtiene del plasma del mismo paciente.

Este sistema utiliza la bioingeniería para obtener un suero de la sangre del enfermo que es rico en citoquinas, unas sustancias que controlan funciones como la inflamación, respuesta autoinmune y reparación celular en el organismo.

Tras obtener el suero, el mismo es infiltrado en la articulación del paciente para evitar que la enfermedad avance.

Un 75% menos de dolor

En su página web, Qrem asegura que el tratamiento natural con Cytokine logra reducir el dolor en las articulaciones al cabo de un año.

Asimismo, revelan que al menos 23 millones de europeos se ven limitados en sus acciones cotidianas por enfermedades de las articulaciones y, hasta el momento, no existen métodos totalmente satisfactorios para curarlas.

Sin embargo, el tratamiento que brinda Cytokine no requiere ningún producto químico durante el proceso. Su función es la de disparar la curación natural del cuerpo.

Qrem ha recibido recientemente el marcado CE (Conformidad Europea), el cual permite comercializar el producto. De momento se desconoce el precio del mismo, pero esta máquina, creada por una pequeña startup, podría aparecer en los consultorios médicos europeos como terapia para la artrosis.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *